Las focas del Saimaa ya nunca están solas

Aprovechando el poder de la telerrealidad, los ecologistas finlandeses han instalado una webcam para luchar en vivo y en directo contra los peligros que amenazan a la foca anillada del Saimaa.

Lee el artículo

En algún lugar del lago Saimaa, en el sureste de Finlandia, una foca rolliza y saludable se tumba sobre una roca junto a la orilla. De vez en cuando se rasca el pescuezo con la aleta delantera o rueda sobre sí misma y se da la vuelta, aunque lo normal es que se limite a tomar el sol en la roca. A veces se le une alguna otra foca que hace lo mismo que ella: no mucho, la verdad, pero no importa.

El espectáculo de las focas anilladas del Saimaa  —saimaannorppa en finés— atrajo a mucha gente en mayo de 2016, cuando WWF comenzó a transmitirlo vía webcam con el nombre de Norppalive. Ahora, en 2017, la webcam sigue emitiendo en tiempo real, ofreciendo a los espectadores las imágenes de una de las rocas más populares entre estos simpáticos animales.

Las focas anilladas del Saimaa crearon una gran expectación, proporcionando buenos ratos a los espectadores. Norppalive tuvo más de dos millones de visitantes en un solo mes.

“La gente se relajaba viendo Norppalive”, nos dice Joonas Fritze, director de comunicaciones de WWF. “A pesar de que las focas no siempre estaban en la roca, el hermoso entorno natural del lago Saimaa bastaba para producir una sensación zen. Ver una foca era como la guinda del pastel”.

Norppalive, la ya popularísima retransmisión vía internet, volverá a conectarse durante mayo y junio. Esta vez el programa de telerrealidad de las focas podrá verse también en el extranjero a través de su sitio web en inglés (enlace al final de este artículo).

Norppalive aviva el deseo de protección hacia las focas

Para delicia de los espectadores de Norppalive, esta foca, llamada cariñosamente Pullervo (“Gordi”), hizo unas cuantas apariciones estelares durante el primer año de emisión.Foto cortesía de WWF Finlandia

La del Saimaa es una de las pocas especies de foca de agua dulce que existen en el mundo. Quedó aislada en el lago —hoy en día el más grande de Finlandia— hace aproximadamente 8000 años, al desaparecer tras la Edad de Hielo la conexión entre este y el mar Báltico. La foca anillada es un animal icónico y raro, y su desaparición del lago Saimaa supondría su desaparición de la faz de la tierra.

“La meta de Norppalive es concienciar a la gente sobre la existencia de la foca anillada del Saimaa y su vida, avivando así el deseo de protegerla”, nos cuenta Joonas Fritze.

Las mayores amenazas para las focas anilladas son las redes de pesca, en las que suelen morir atrapadas, y el cambio climático.

“Suele insistirse más en la pesca, porque es más fácil influir en ella que el cambio climático”, dice Petteri Tolvanen, jefe de programa en WWF.

Las restricciones legales y voluntarias de la pesca han mejorado la situación de las focas del Saimaa, pero aún así, el número de crías que sobreviven hasta alcanzar la edad reproductiva no es tan alto como debiera. Los cachorros mueren en las redes y otros tipos de aparejos de pesca en los que se quedan atrapados y se ahogan, lo mismo que les sucede a las focas adultas.

En 2016, durante el mes de emisión de Norppalive, más de 120 personas se comprometieron a abandonar la pesca de red en el lago Saimaa en el sitio web de WWF. Esto representó un gran avance, ya que 240 se habían prometido en el transcurso de los dos años anteriores. Las donaciones en nombre de la foca anillada del Saimaa también aumentaron notablemente.

Bajo una enorme amenaza

Las mayores amenazas para las focas anilladas son las redes de pesca, en las que suelen morir atrapadas, y el cambio climático.Foto: Mervi Kunnasranta/ WWF Finland

Todos los medios para proteger a la foca anillada del Saimaa son necesarios. Gracias a décadas de esfuerzos de conservación, su población ha aumentado gradualmente de 150 a 360 individuos, pero todavía está lejos de ser una población viable.

“La foca anillada sigue en peligro de extinción”, afirma Petteri Tolvanen. “La meta provisional es de 400 focas para el año 2025, oficialmente. En ese caso la extinción ya no sería un peligro inmediato, pero incluso eso no es suficiente, ni mucho menos”.

La población se estima anualmente en base a los nacimientos de focas: cuanto más exacto sea el recuento, más precisas serán las cifras de población. En la primavera de 2016, nacieron 86 cachorros de foca, una cifra mayor a la de cualquier otro año de las tres décadas anteriores. En 2017, la cifra correspondiente de nacimientos ha sido de 82.

Los cachorros nacen a finales de febrero. Para su protección, las restricciones de pesca en los hábitats clave de las focas están en vigor desde mediados de abril hasta finales de junio. El uso de ciertos tipos de aparejos de pesca está prohibido durante todo el año.

Un reducido —aunque ruidoso— grupo de pescadores se opone, sin embargo, a estas medidas restrictivas.

“Me alegra decir que la voluntad humana de proteger a las focas anilladas del Saimaa mediante las restricciones de pesca es mayor en las áreas en las que viven las focas que en cualquier otro lugar de Finlandia”, nos dice Petteri Tolvanen.

Construir ventisqueros es ya una gran ayuda

Las imágenes en directo de las focas tomando el sol tiene un efecto placentero y podría decirse que también zen en los espectadores de Norppalive.Foto cortesía de WWF Finlandia

Si no se controla el cambio climático, las perspectivas de futuro de la foca anillada del Saimaa se presentan muy sombrías.

Las focas necesitan nieve y hielo para sobrevivir. Las focas hembras construyen sus nidos en ventisqueros, en los cuales es seguro dar a luz y el cachorro permanece seco y calentito. El problema es que los inviernos con poca nieve son cada vez más frecuentes.

“En el futuro puede que haya inviernos en que ni siquiera tengamos hielo en el lago”, nos explica Petteri Tolvanen. “En los malos inviernos la mortalidad de los cachorros puede alcanzar a la mitad de todos los nacidos”.

Afortunadamente, los humanos pueden amontonar la nieve con sus palas en forma de ventisqueros para que estos sirvan de nido a las focas. Durante el invierno de 2014, año en el que hubo muy poca nieve, más del 90 por ciento de los cachorros de la temporada nacieron en nidos construidos artificialmente.

Aunque no vivas lo suficientemente cerca como para ayudar a construir nidos para las focas anilladas del Saimaa, puedes seguir en directo sus vidas y participar en los esfuerzos para su conservación. El enlace a la webcam de Norppalive es este. Como dice una frase de la página web de WWF, “Hay muchas probabilidades de se trate del finlandés o finlandesa más mono que hayas visto en tu vida”.

Por Tiina Suomalainen, mayo 2017

También en thisisFINLAND

Sigue leyendo

A las amenazadas focas del Saimaa no les faltan amigos en invierno

Este finlandés ama la naturaleza por encima de todo, también en invierno, así que le acompañamos hasta las orillas del lago Saimaa en su misión de echar una mano en la preparación de sus nidos a las amenazadas focas anilladas. Con tan solo una pala, Mikko Uimonen lucha contra las consecuencias del cambio climático.

Enlaces