El taburete de Aalto tiene historia

El taburete Stool 60 de Alvar Aalto, con unos 8 millones de unidades vendidas, celebra su 80.º aniversario en 2013.

Lee el artículo

El taburete Stool 60 de Alvar Aalto, del que se han vendido alrededor de ocho millones de unidades, celebra su octogésimo aniversario en 2013.

El nombre de Alvar Aalto no es solamente sinónimo de arquitectura innovadora en todo el mundo, también está asociado al diseño de mobiliario excepcional. El más famoso de estos diseños es el taburete Stool 60, la quintaesencia del funcionalismo.

Aalto ayudó a desarrollar un procedimiento completamente innovador para curvar la madera y lo utilizó en las patas de su taburete de tres patas. Gracias a este diseño, los taburetes se pueden apilar fácilmente, uno encima de otro, ahorrando mucho espacio. Para su fabricación, se utilizó madera de abedul, el más común de los árboles caducifolios de Finlandia. Al principio, se hicieron cortes de sierra en las planchas de madera de las patas en forma de L, antes de concebir un proceso que las doblara en un ángulo de 90 grados por medio del calor y el vapor.

Un poco de historia

2680-jakkarat_9780_550px-jpg

Taburetes apilables y muy duraderos: Cuando un taburete Stool 60 resiste el paso del tiempo pero su capa de pintura se deteriora por el uso, simplemente este desgaste aumenta su encanto.Foto: Leena Karppinen

El taburete Stool 60 se presentó oficialmente en Londres en noviembre de 1933 ante un público entusiasta con ocasión de una exposición antológica sobre el mueble finlandés.

“En aquel momento, fue una completa sorpresa para el público y la prensa ingleses ver que un diseño de tanta calidad provenía de un pequeño y desconocido rincón de Europa llamado Finlandia”, comenta Mari Murtoniemi, directora del departamento educativo del museo Alvar Aalto. “Desde entonces, Aalto ha sido el embajador del diseño finlandés.”

El museo, situado en su pueblo natal de Jyväskylä, en Finlandia, celebra el octogésimo aniversario del taburete con una muestra especial en la que se cuenta su historia.

“Aalto fue uno de los diseñadores que creó la imagen de calidad y funcionalidad que todavía se aprecia en el diseño finlandés en la actualidad”, afirma Murtoniemi. “Fue quien abrió la puerta.”

Aalto creó sus diseños para que todo el mundo los disfrutara y muchos de ellos están presentes en los hogares fineses. Con ese fin, Aalto creó su empresa de mobiliario en 1935, junto con su esposa Aino, la promotora de artes visuales Maire Gullichsen y el historiador de arte Nils-Gustav Hahl. La empresa, que también celebrará en breve su octogésimo aniversario, recientemente presentó una serie de ediciones especiales del Stool 60 producida por varios arquitectos y diseñadores de renombre, y reeditó una serie vintage con los asientos de color.

Diseño duradero

2680-timo_alvar__leena_karppinen_550px-jpg

Timo Penttilä de Artek 2nd Cycle, que comercia con mobiliario de Artek reciclado y vintage, posa junto a un retrato del diseñador y arquitecto Alvar Aalto.Foto: Leena Karppinen

Ochenta años son muchos años en el mundo del diseño. ¿Por qué ha perdurado este sencillo taburete?

“Porque era simplemente genial”, comenta Timo Penttilä, de Artek 2nd Cycle, una filial que se ocupa de muebles reciclados y vintage de Artek. “Fue revolucionario en su momento y resistió la prueba del paso del tiempo. Hay muchas palabras para describirlo: simple, hermoso, funcional.”

Con el objetivo de preservar el diseño sostenible de los muebles de Artek, el espacio de ventas y exposición de 2nd Cycle en Helsinki busca piezas en mercadillos, escuelas, asilos, garajes, etc. Aunque la empresa se ofrece a restaurar cada pieza a su estado original, lo hace respetando la historia propia de cada mueble.

“Dejamos la mayoría de las piezas tal como las encontramos”, explica Penttilä. “Cada pieza adquiere su propio carácter con el transcurrir de los años. Personalmente, me gustan los taburetes cuya pintura se ha desgastado por el uso.”

Y, como son tan fáciles de apilar, Penttilä no es el único que tiene muchos Stool 60 apilados en casa.

“Si celebramos una fiesta en casa, siempre hay asientos para todo el mundo”, sonríe. “Algunas de las personas que trabajan aquí, compran un taburete cada año. Mi colega Antti tiene unos 15. O puede ser que tenga más, pero no dice cuántos.”

Por James O’Sullivan, agosto de 2013

También en thisisFINLAND

Enlaces